Varices. Tipos y síntomas, factores de riesgo y tratamiento

Los capilares y arañas vasculares nos indican la deficiencia de la circulación venosa superficial, las venas se dilatan y tiene dificultad de retorno de la sangre al corazón, los síntomas que aparecen son pesadez de piernas , cansancio, hinchazón calambre, etc.

Pero,¿qué son las varices ?

Los capilares y arañas vasculares nos indican la deficiencia de la circulación venosa superficial, las venas se dilatan y tiene dificultad de retorno de la sangre al corazón, los síntomas que aparecen son pesadez de piernas , cansancio, hinchazón calambre, etc.

Pero,¿qué son las varices ?

Las varices, también conocidas como insuficiencia venosa periférica, son dilataciones de las venas que, por diversas razones, no cumplen correctamente su función de llevar la sangre de retorno al corazón y, por lo tanto, la sangre se acumula en ellas, y se dilatan y vuelven tortuosas.

Habitualmente se utiliza el término varices para hacer referencia a las que aparecen en las piernas, por ser las más frecuentes, pero pueden surgir también en otras zonas del cuerpo.

La frecuencia con que aparecen depende de muchos factores, aumentando la probabilidad de tenerlas con la edad y el sexo, pues hay más mujeres afectadas que hombres.

Tipos o grados de varices:

  • Varices Grado I o varículas

En esta etapa, se ven en algunos sitios y a través de la piel, las venas finas de color violáceo. A veces pueden tener forma estrellada, y se denominan arañas vasculares. Por lo general son únicamente un problema de tipo estético pero, en determinadas ocasiones, pueden producir sensación de pesadez y cansancio en las piernas

  • Varices Grado II

Las venas se van haciendo más visibles y empiezan a notarse los primeros síntomas como:

  1. Pesadez y cansancio en las piernas.

  2. Dolor.

  3. Calambres.

  4. Hormigueos.

  5. Sensación de calor o picores y escozores.

  • Varices Grado III

Las venas están mas dilatadas y tortuosas, Los síntomas van aumentando progresivamente y aparece hinchazón, edema y cambios de coloración en la piel

  • Varices Grado IV

Aparecen zonas eczematosas y úlceras. Las úlceras son difíciles de tratar y pueden infectarse con facilidad.

Factores de riesgo:

Las siguientes situaciones pueden ser factores de riesgo que predispongan a la aparición de varices:

  • La posición de pie: esta postura aumenta la presión de la columna venosa y dificulta el ascenso de la sangre al corazón.

  • La herencia: las personas con antecedentes familiares de varices tienen dos veces más probabilidades de padecerlas que las que no los tienen.

  • La predisposición constitucional: una debilidad generalizada del tejido conectivo implica una pérdida de tono de las paredes de las venas, que facilita la aparición de varices.

  • La edad: con la edad aumenta el riesgo de padecerlas.

  • El sexo: las mujeres las padecen con mayor frecuencia que los hombres, lo que parece estar relacionado con factores hormonales.

  • La obesidad: se ha comprobado que las personas obesas tienen el doble de posibilidades de tener varices que las de peso normal. El sobrepeso incrementa la incidencia al aumentar la cantidad de sangre que llega a las piernas y que debe ser evacuada por las venas.

  • El estreñimiento: obliga a permanecer más tiempo sentado en el servicio y a hacer esfuerzos. Estos esfuerzos hacen que aumente la presión dentro del abdomen, por lo que también aumenta en las venas abdominales, lo que dificulta la salida de la sangre de las piernas y, por tanto, incrementa el riesgo de padecer varices.

  • Los anticonceptivos: producen retención de líquidos y, por lo tanto, mayor volumen sanguíneo.

  • El embarazo: las varices aparecen con mayor frecuencia durante el embarazo debido a varios factores y, especialmente, por los cambios hormonales, la presión del útero sobre los grandes vasos, y el aumento de peso.

  • La falta de ejercicio: la falta de actividad de los músculos de las piernas hace que estos no colaboren para empujar la sangre hacia el corazón.

  • Tipo de trabajo: los trabajos en los que se tenga que permanecer mucho tiempo de pie hacen que la sobrecarga sea mayor.

Tratamiento:

Estéticamente se pueden tratar con esclerosis química, anulando lo antiestético de las varices. Consiste en producir la irritación de las paredes interiores de la vena (endotelio), de manera que esta se cierre por sí misma, quedando esclerosada, es decir, como un cordón cicatrizado sin sangre en su interior y, por tanto, prácticamente invisible. Los tratamientos oscilan entre 2 o 3 sesiones espaciadas entre si, ya que las técnicas son sencillas y muy eficaces, dependiendo de criterio médico.

En Nepher damos solución con los tratamientos adecuados.

Es posible que puedan surgirte dudas. En Nepher te ayudamos a resolverlas y a saber cuál es el tratamiento más adecuado para cubrir tu tipo de necesidad. Puedes ponerte en contacto con nosotros en el 96 394 43 02 o en nuestro whatsapp +34 602 29 65 55