La osteopatía es la ciencia que estudia fundamentalmente la estructura esquelética y muscular del ser humano para detectar las posibles anomalías funcionales o patológicas que pueden en muchos casos hacer muy difícil el día a día de los pacientes.

En una primera fase se descontractura  las estructuras musculares afectadas, en una segunda fase se recomienda las movilizaciones posturales adecuadas a cada patología y a cada paciente.

Es muy importante también realizar una historia clínica detallada para poder conocer las posibles influencias emocionales que generalmente influyen en dichas patologías. Se utiliza en casos de lumbalgias, lumbociáticas, cervicalgias, patologías posturales (cifosis, escoliosis, etc.), rigideces, contracturas, tendinitis, etc.