El LPG, el tratamiento estrella para el verano

El LPG es un tratamiento efectivo para trabajar la silueta y devolverle su aspecto natural. Nos ayuda a reducir volumen, a trabajar la retención de líquidos y a combatir la celulitis. Los resultados se perciben desde las primeras sesiones. Por estos y otros motivos que trataremos más adelante, compartimos este artículo para que conozcas el tratamiento estrella para este verano.

¿Qué es el LPG?

Se acerca el verano y te apetece verte expléndida con tus bikinis y/o bañadores. Una ayudita extra nunca viene mal para trabajar y reducir la posible grasa localizada que se acumula en algunas zonas del cuerpo. Para ello, en Nepher contamos con una de las tecnologías más efectivas del mercado: el LPG con sus mágicos rodillos. Es un proceso que nos ayuda a liberar las grasas resistentes, alisa la celulitis y reafirma la piel. El resultado: una silueta más definida.

Es un fantástico tratamiento corporal ya que es muy completo, no solo nos ayuda a combatir la celulilitis, sino que drena, mejora la circulación y reduce el volumen de los tejidos. Las zonas del cuerpo más trabajadas son: brazos, espalda, abdomen, glúteos, caderas y muslos.

¿Cómo funciona el LPG?

Su aplicación es muy sencilla. La aparatología LPG dispone de un cabezal compuesto por rodillos motorizados que se van desplazando por el cuerpo. Combina 3 tipos de movimientos para obtener mejores resultados, pero también para ofrecer mayor seguridad, evitando la posible aparición de roturas capilares y hematomas.

Según el tipo de paciente, se puede trabajar todo el cuerpo o zonas localizadas. Además de todos los beneficios anteriores que hemos nombrado, también mejora la tersura de los tejidos ya que, actualmente, se utiliza una potencia más suave.

¿En qué consiste el tratamiento corporal LPG?

Lo más importante: es un tratamiento indoloro. En todo momento vas a estar cómodo o cómoda durante la sesión. No es una técnica invasiva, aunque dependiendo de la zona tratada se puede llegar a sentir más sensibilidad. Para la sesión de LPG, el cliente usará una malla que colocará en el cuerpo y que es de uso individual. De esta manera, conseguimos que el cabezal se deslice con mayor facilidad sobre el cuerpo, asegurando una higiene óptima.

Para potenciar los resultados de la sesión, en Nepher recomendamos practicar ejercicio o hacer largas caminatas, así como beber suficiente agua y llevar una alimentación ligera. En esta época del año, el cuerpo nos pide alimentos frescos y ligeros que os ayuden también a combatir el calor. Con toda esta combinación, obtendremos un efecto drenante.

En la mayoría de los casos, los efectos se aprecian desde la primera sesión. Se aprecia una reducción del volumen y una mejora de la zona tratada. Los profesionales de Nepher son los que orientan al cliente sobre el número de sesiones necesarias, teniendo en cuenta los objetivos a alcanzar. En nuestro centro siempre aplicamos una atención personalizada ofreciendo un tratamiento a medida.